Consejos prácticos para hacer frente a las afecciones del verano

Consejos prácticos para hacer frente a las afecciones del verano

Con la llegada del verano y las altas temperaturas que lo caracterizan, es habitual que aparezcan algunas alteraciones en nuestro organismo que, frecuentemente, acarrean molestias. Para evitarlas, os proponemos una serie de consejos saludables y las opciones que ofrece la gama de diferentes productos de Boiron Laboratorios.

Al iniciarse la temporada de piscinas y  acudir a la playa , es posible que después de nadar, tanto el salitre del mar como el cloro de las piscinas provoquen irritación y sequedad ocular. En estos casos es  recomendable una buena higiene ocular mediante una solución oftálmica como Euprhalia.

En este periodo es normal  tener las piernas cansadas  e incrementarse las molestias de las varices, trastornos producidos por una mala circulación. En estos casos, mantener las piernas en alto, dejar correr agua fría en la zona afectada y terminar con un masaje con un gel refrescante como Árnica Gel, relajará los músculos, calmará las molestias y la sensación de hormigueo.

El aumento de insectos durante la temporada estival es otro habitual de las vacaciones y de la vida al aire libre.  Para calmar los pequeños picores cutáneos, Dapis Gel puede ser tu aliado en el neceser.

Al mismo tiempo es importante controlar las comidas copiosas, beber dos litros de agua diarios para combatir las altas temperaturas y tratar de descansar sin verse afectado por posibles alteraciones del sueño, tan frecuentes en las noches estivales.

La higiene íntima es también crucial, pues con el calor las cistitis proliferan. Para combatirla se recomienda aumentar la ingesta de líquido, no permanecer con el bañador mojado y mantener una correcta higiene íntima. Para evitar su aparición y espaciar su repetición, los medicamentos homeopáticos ayudan a estimular la capacidad de reacción natural del organismo frente a agresiones externas.

En verano, es frecuente la otitis externa que se origina por la entrada de agua en el oído y las altas temperaturas. Para prevenirla hay que evitar aguas contaminadas, no introducir objetos en el conducto auditivo y utilizar unos tapones adecuados.

Teniendo en cuentas todos estos consejos seguramente disfrutes de unas vacaciones más tranquilas y sin muchos contratiempos, así que en la medida de lo posible ¡a disfrutar del buen tiempo!

Fuente Boiron  Foto hoypormadrid.com 

 

 

NO HAY COMENTARIOS

Deja un comentario